22 de mayo de 2017

La importancia del repeto entre compañeros

Buenas tardes:

Feliz, más que feliz me encuentro de haberme topado en este camino con las personas que me he topado, tanto para bien como para mal. Para mal porque aprendo, me enseña y creo que nos enseña, aunque creo que ya la historia llega a ser obsesiva por parte de quienes no pueden descansar de sus mentiras y de su acoso cibernético. Cincuenta personas en nuestros grupos que han sido maltratadas? Cincuenta son las notificaciones que encuentro en mi página con la publicación en concreto y desacreditando mis escrituras y mis palabras por una persona que se ha ido desde hace más de un mes pero que la obsesión no la deja descansar.

Para bien porque he encontrado personas en el camino que me dicen que las ayudo, que mis palabras les llegan al alma, que mis palabras les ayudan a seguir adelante con una sonrisa, a seguir luchando por sus vidas, a encontrarle sentido. Es ahora cuando mejor me siento de haber encontrado personas que sienten lo que es un grupo y que no quieren traicionar, sino nutrir al equipo y nutrirse de él, como debe ser desde mi punto de vista.

Sigo con las manos inflamadas y con las piernas ardiendo, pero eso no ha impedido que esta mañana, el grupo de ayuda y apoyo de Gran Canaria haya vuelto a funcionar y Ana María y yo nos hayamos animado a hacer equipo de caminata y hayamos ido a dar esos pasos que tan necesarios son para nuestra salud y que tanto nos recetan los médicos. Nos acercamos al camino que han hecho justo en el estadio y hemos dado varias vueltas por él, haciéndonos confidencias y ayudándonos en esa labor de implicarnos más en caminar por nuestra salud. Esta es la verdadera filosofía y para lo que se ha creado los grupos de ayuda y apoyo. Eso es lo que tiene que funcionar, y no las críticas falsas y destructivas.

Gracias por leerme, les mando besos y abrazos de algodón rogándoles que compartan para poder ayudar a más personas.

María Díaz.